Las industrias creativas y el desarrollo económico de Nuevo León

22 May 2015
IMG_0121

Vivimos momentos importantes en Nuevo León y en México. Las reformas estructurales que se han hecho a nuestra infraestructura legal, los cambios políticos en México y en el entorno económico internacional, nos hacen contemplar las alternativas que tenemos para el desarrollo en las décadas venideras.  El Acuerdo Trans-Pacífico (TPP) que está próximo a firmarse, la robotización y digitalización de la mano de obra en nuestro país y en el extranjero, así como cambios importantes en la producción energética y de petróleo que ponen en peligro nuestra principal entrada de divisas, nos obligan a mirar el futuro con distinta óptica. Desde esta perspectiva es importante encontrar nuevas rutas para el crecimiento, y es el irremplazable talento humano una importante avenida. La creación de cultura y conocimiento no puede reducirse a un programa de cómputo o a un entorno robotizado, la creatividad es un valor de cambio que no puede reemplazarse.

El informe 2013 sobre la economía creativa de la UNESCO “confirma a la economía creativa como uno de los sectores con mayor crecimiento de la economía mundial y uno de alta transformación en términos de generación de ingresos, creacion de empleos y ganancias por exportación”.

Las industrias culturales en Nuevo León, aún cuando no ha existido un claro impulso en términos de incentivos y promoción gubernamental, han crecido significativamente en los últimos 25 años. Movimientos como la avanzada de la música regiomontana en los años 90 del siglo pasado, y la producción de películas, series de televisión, animación, software y videojuegos en el siglo XXI, han mostrado un potencial económico desaprovechado en el estado. Sin embargo, la formación del Clúster de Medios Interactivos y de Entretenimiento (MIMEC) es un paso importante en la cimentación de la industria, así como lo es el éxito de eventos de consumo cultural en museos, festivales de música y cine, como el FIC Monterrey, que han permitido constatar el gusto del nuevoleonés por participar en la economía cultural. Pero es necesario el apoyo decidido del gobierno y la participación de la iniciativa privada para consolidar una industria que traerá importantes beneficios económicos y derrama de divisas al estado.

Es por ello que en este momento de flujo en las políticas estatales, proponemos el impulso para el desarrollo de las industrias creativas para convertirlas en una rama de importancia vital para Nuevo León, y que a la par de las industrias de la transformación y el comercio, se convierta en uno de los ejes del desarrollo futuro de nuestro estado.

La educación profesional en las artes audiovisuales y digitales ya se encuentra dentro de los planes de estudio de las universidades neoleonesas, sin embargo, hace falta generar inversión en infraestructura como parques creativos, estudios de producción y postproducción de contenidos musicales, televisivos, cinematográficos y para internet, laboratorios y render farms para la generación de contenidos digitales, así como el impulso a las empresas de distribución y venta nacional e internacional de contenidos.

Necesitamos tener una nueva visión para el desarrollo de nuestro estado. El Nuevo León del imaginario colectivo ha cambiado, hoy tenemos que reconocer nuestro talento y emprender nuevas rutas hacia el futuro. Las industrias creativas y culturales no sólo serán una importante fuente de recursos para el estado, sino que además solidifican nuestra presencia internacional, cimientan y difunden nuestros valores, nuestro patrimonio cultural y nos impulsan, como menciona la UNESCO, hacia la “creatividad y la innovación en la búsqueda de crecimiento y desarrollo inclusivo, equitativo y sostenible”.

 

FUENTES:

United Nations Creative Economy Report 2013, Special Edition. UNESCO.org. http://bit.ly/1jsmwJZ

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

Security Code: